Alcaldes insisten en que recursos de desminado lleguen a las regiones

La petición incluye a los mandatarios de 10 municipios del Eje Cafetero con minas antipersonas y con un considerable número de desplazados. Samaná la población más afectada.

Las autoridades  regionales en especial de municipios del centro y sur del país, incluido el Eje Cafetero, recibieron con complacencia el anuncio del  gobierno de Estados Unidos de destinar 50 millones de dólares para avanzar en el proceso de desminado; el retiro de las minas antipersonas en zona de mayor influencia del conflicto armado en Colombia.

El retiro de las minas antipersonas, un arma de guerra utilizada en regiones en las que es mayor la presencia de irregulares de la guerrilla y de los paramilitares, y de las  fuerzas armadas del Estado, y que le dejan al país  el 30 por ciento de las  víctimas y lisiado del total de afectados por la confrontación armada,

Fue uno de los aspectos de mayor controversia en los diálogos de paz en La Habana, en Cuba, entre el  gobierno y las Farc. El grupo ilegal  se comprometió a enviar  delegados para que revelen los sitios  de mayor ubicación de estos elementos.

En el caso del centro- occidente del país hay dos departamentos con la mayor relación de estos artefactos explosivos: Antioquia y Caldas, en el primer departamento cerca de 30 municipios de los 125, con una mayor problemática. En el segundo Samaná y Salamina, dos de los municipios  más afectados.

En la relación  de la Dirección Nacional Contra Minas, están incluidos además los municipios de  Génova, Montenegro y Pijao  en el Quindío y de Quinchia, Belén de Umbría, Mistrato y Guatica en Risaralda y La Dorada, Norcasia, Pacora y Pensilvania, en  Caldas,

Samaná, el segundo municipios más extenso del país, después de San Vicente del Caguan, en el Eje Cafetero,  con la mayor incidencia  de minas antipersonal, en el corregimiento del Congal, fue ubicado un batallón especial de desminado, con 60 efectivos,  y los funcionarios de la Unidad de Restitución de Tierras, encargados del proceso social con los desplazados  que salieron del lugar hace varios años, por el considerable número de artefactos.

La  alcaldesa de la localidad, Gloria Inés Ortiz, confió en que se avance  en el proceso, para lograr el retorno de los  campesinos  y familias desplazadas hace varios años, por la presencia de frente de la guerrilla de las Farc, de los paramilitares y  de grupos del narcotráfico. Pidió al  gobierno nacional que se  de los dineros entregados para el desminado, se canalicen recursos para programas de inversión social.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.