Riosucio se quedó sin terminal de transporte

 

La estructura, que venía desmoronándose poco a poco debido a una falla en el terreno, colapsó en la madrugada de este lunes.

La desestabilización del terreno inició en octubre de 2.016 con una pequeña grieta, que con el paso del tiempo se hizo más grande. Un box culvert cercano al sitio que originó el colapso, se represó con las consecuencias descritas.

Debajo del piso de cemento , la tierra se fue aflojando, ocasionando una cárcava , indicaron varios vecinos. Con el paso de los dias, un cráter se hizo evidente y hubo la necesidad de cerrar la mitad del terminal, con cintas y estopa verde, para evitar un accidente. Una de las columnas que sostenía la estructura y el techo  se desestabilizó y , con las fuertes lluvias de los recientes días, la tierra cedió ante el peso.

Allí operaban las casetas de venta de tiquetes, las bahías para cargue y descargue de pasajeros y las oficinas de las empresas de transporte. «Gracias a Dios no fue en Año Nuevo, porque este sitio estaba lleno de gente y vehículos. Hubiera sido una tragedia» , dijo uno de los pasajeros que pensaba en viajar.

El servicio se presta en la calle 11, adyacente al terminal.El agua está represada y la gente reza para que no llueva más, pues puede empeorar la situación. Contiguo al terminal, por el sitio que colapsó, están la cancha de fútbol y el coliseo del colegio Inelfu.

Los vecinos están preocupados, ya que era algo que se veía venir. Por toda la zona, al parecer, hay quebradas internas y la prueba de ello, son las oquedades que con frecuencia aparecen, como los que últimamente se manifiestan en la carrera 4a, vía nacional que comunica a Riosucio con Antioquia y el Valle, manifestó el periodista Leonidas Guerrero Tapasco. Meses atrás habían adelantado trabajos de verificación  La Alcaldía y Empocaldas, pero nunca hubo claridad y el problema crecía, dijeron varios trabajadores del Terminal, que fue construido hace 35 años.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *