Pereira se podría quedar sin agua

La advertencia es del concejal Carlos Alfredo Crosthwaite, quien dijo que existen varios puntos críticos, como El Carbonero, sector que no han recibido la debida atención.

En tal sentido emitió la siguiente comunicación

La ciudad en riesgo: ¿Y el alcalde qué?

Mediante Decreto 457 del pasado 28 de junio, el alcalde municipal de Pereira prorrogó la declaratoria de calamidad pública en la zona de influencia colindante al colector de la Q. La Dulcera entre los edificios Alquitrabe y Pinares Medica en el barrio de Pinares de San Martin, establecida inicialmente por Decreto 868 de diciembre 29 de 2017, decisión basada en estudio contratado por Aguas y Aguas y el que arrojó que este canal se encuentra en pésimas condiciones y tiene alto riesgo de colapso.

Esta situación se originó en que ni municipio y CARDER intervinieron en su momento, como era su obligación, para evitar que el dueño en ese entonces de una gran extensión de terreno en esta zona canalizara la quebrada, hecho prohibido por la ley y castigado en el código penal y permitieran que construyera un canal de 897 metros de longitud, de pésimas especificaciones, no cumple con el NSR10, de los cuales 750 están malos, y el resto a punto de colapsar, estos últimos localizados cerca de Pinares Médica, y donde muestra graves fallas estructurales como placa superior desprendida por tramos, agrietamientos severos y placas de piso levantadas y falladas.

El colector pasa a distancias entre 0 y 12 metros de edificaciones existentes y por debajo de algunas, todo el recorrido son llenos antrópicos, y se han encontrado llantas, colchones, ropa, o sea fue rellenado con basura. La CARDER en el 2005 expidió “permiso de ocupación del cauce y la autorización para la disposición de materiales” en volumen aproximado de 28.000 M3. Todas las construcciones adelantadas en el área de influencia tienen licencia de construcción, o sea que es el municipio responsable de esta calamidad, pero mediante leguleyadas el alcalde pretende descargar en los propietarios la obligación que tiene de solucionar esta grave problemática. Se puede afirmar que este es uno de los más graves problemas que tenemos en materia de riesgo, y seria incalculable las pérdidas materiales y económicas presentadas en caso del colapso de este colector.

Otro frente de extrema gravedad es el relacionado con varios puntos críticos que tiene el canal de conducción de aguas de Nuevo Libare en sus 3.5 kilómetros de longitud, que provee el agua para la dotación de agua potable a Dosquebradas y Pereira, y generación eléctrica. No son menos de 13 los puntos reconocidos, algunos de ellos  ya  atendidos  y otros en proceso de intervención.

Pero el más grave y que representa real amenaza es el talud El Carbonero, ubicado entre San José y el Porvenir. La gerencia de Diego Barragán, contrató con la firma GIA Consultores Ltda. en  el 2015 los estudios para   la evaluación de su estabilidad geotécnica, amenaza, zonificación de alternativas de mitigación, incluyó el diseño de obras, presupuesto y especificaciones técnicas de construcción.

La ejecución de estas obras tiene un alto costo, dineros que la empresa no tiene en su totalidad, por lo cual ha previsto ejecutar estas obras en los próximos tres años, pero el riesgo es muy alto para demorar la ejecución de las mismas, y por eso es el municipio quien debe financiar estas obras, pues la empresa adelanta actualmente la intervención del colector EGOYÁ, obra financiada con la tarifa de alcantarillado. El alcalde evade su responsabilidad, pues comprometió la totalidad de los recursos del municipio, que estaban en poder de la liquidada INFIPEREIRA, y su capacidad de endeudamiento, en el innecesario proyecto del cable aéreo.

La ciudad tiene graves riesgos, la ola invernal nos está notificando que cualquier desastre puede   ocurrir, se requiere intervenir estos dos frentes de inmediato, la vida y la supervivencia de la ciudad no puede ponerse en juego, el alcalde no puede seguir disponiendo alegremente de nuestros recursos sin control alguno, a esto debemos agregar la situación que atraviesa Aguas y Aguas en poder de la politiquería y la corrupción. La palabra la tiene la ciudadanía.

Concejal Crosthwaite  ⇒ Audio

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.