Víctimas de Génova, Pijao, Calarcá, Filandia, Salento, Bellavista, Córdoba y Armenia recibieron de la Unidad Para las Víctimas la medida de reparación individual por medio de la indemnización.

En el teatro municipal de la Casa de la Cultura, en Calarcá (Quindío) se llevó a cabo la jornada, la novena del año, con participación de la población víctima del territorio, que en esta ocasión tuvo una inversión de $699 millones.

María Luisa Quintero, una de las beneficiarias de la jornada, dijo: “Estoy muy contenta porque tengo una casa en mal estado y con esto puedo hacerle una mejora sustancial. Les digo que hagan un esfuerzo de invertir el dinero bien, porque esto solo llega una vez.

A su vez José Miguel Sossa, enfatizó: “Me siento alegre porque no contaba con este dinero que me va a servir para invertir en la finca que queda en Buenavista, donde tengo sembrado plátano y aguacate.

En desarrollo de la jornada la población también recibió orientación en inversión adecuada del recurso, recalcando que el dinero debe ser invertido principalmente en tres líneas: mejoramiento de vivienda, proyectos productivos o educación superior.

Así mismo, se les hace énfasis en la campaña antifraude “Que no le echen cuentos”, una iniciativa mediante la cual se les recuerda que todos los trámites ante la Unidad son gratuitos y que no deben pagar abogados para acceder a ninguno de los beneficios.

Según los datos de la Oficina Asesora de Planeación, en el departamento del Quindío habitan 50.735 personas víctimas del conflicto; de este universo la Unidad ya ha indemnizado a 7.335, con una inversión de la entidad de $57.586 millones.