En un convenio suscrito con el Hospital de Caldas se ayudará en la dotación del sistema de salud, con equipos especiales. Trabajadores de la empresa abanderaron donación voluntaria.

La cifra recolectada por los trabajadores de la Empresa fue $55.288.946 El grupo EPM, a través de su filial CHEC, aporta de manera voluntaria 650 millones de pesos para contribuir con ayudas humanitarias y elementos de bioseguridad para hospitales y clínicas.

Algunos de estos recursos ya tienen una destinación específica, actualmente se estudia con los entes territoriales de Risaralda, Caldas y Manizales, las necesidades específicas en las líneas requeridas para suscribir los convenios.

Adquisición de respirador Entre los aportes de la Empresa se cuentan 28.000 dólares que se calculan en $111,245,680, que serán destinados para la adquisición de un respirador de última tecnología compatible con la dotación biomédica que actualmente tienen las entidades de salud.

Este tipo de elementos son indispensables para atender a los pacientes contagiados con el COVID -19 y que requieren tratamiento especial en una unidad de cuidados intensivos.

Ruta de la Salud En CHEC reconocemos la labor incansable de todo el personal médico de nuestro territorio, quienes han actuado con un gran sentido de humanidad para atender la emergencia, es por esta razón y con el objetivo de protegerlos, que CHEC ha contribuido en la implementación de la ruta de la salud, la cual es posible gracias al convenio entre la Alcaldía de Manizales a través de la Secretaria de Tránsito, con el apoyo de la Universidad de Caldas, Universidad Nacional y CHEC, hasta el 30 de abril se lograron movilizar 11. 800 profesionales de la salud aprox., en las 4 rutas establecidas.

La Empresa también dispuso de un vehículo para el transporte de ayudas alimentarias para la población menos favorecida.

Por otro lado, y en el marco de nuestra responsabilidad social empresarial, se han entregado 5 mil 600 unidades en alimentación para nuestro grupo de interés – comunidad. Lo que equivale a una inversión de $20.000.000.

Así mismo CHEC ha asumido $32.528.000 en costos de reconexión del servicio a usuarios de Caldas y Risaralda por la contingencia derivada del COVID 19. Lo que ha significado un alivio para los usuarios.

Trabajadores de CHEC se solidarizan con quienes más lo necesitan Comprometidos con el bienestar y la salud de las comunidades del área de influencia de Caldas y Risaralda, los trabajadores de la Empresa se solidarizaron con quienes más lo necesitan, 420 personas se unieron a esta donación voluntaria, lo que equivale al 40.55% de nuestra planta de personal, la iniciativa logró recolectar $55.288.946, cifra que nos enorgullece y que será invertida en el área rural entre las poblaciones más necesitadas del territorio en el que CHEC hace presencia.

Actualmente se estudian 3 líneas de apoyo para direccionar los recursos: – Educativa: soluciones de conectividad e infraestructura tecnológica – Humanitaria: para el adulto mayor, elementos de bioseguridad y alimentación. –

Alimentaria: Kits con alimentos para quienes más lo necesitan. CHEC, continuará trabajando para contribuir a la calidad de vida de las comunidades en su área de influencia, ofreciendo un servicio de energía confiable y seguro, junto con las medidas transitorias adoptadas para favorecer a clientes y usuarios en el alivio y diferido del pago de sus facturas, pero sobre todo con la firme esperanza de que como país y región saldremos adelante.

Audio John jairo Granada, gerente de Chec