Se estableció que la Fiscalía les otorgó un principio de oportunidad parcial a Santiago Castaño Morales y a Nova Lorena Cañón dentro del escándalo por la red del senador liberal Mario Castaño, quien según las autoridades habría manejado contratos por un valor de 60.000 millones de pesos.

Las declaraciones de Cañón ponen en evidencia al senador Castaño; a su asesor, Juan Carlos Martínez; a los alcaldes de municipios de Tolima y Caldas; a Sandro Condía; un candidato a la Cámara por Boyacá, del liberalismo, que no resulto elegido y a funcionarios, contratistas y particulares.

Otro testigo es el contratista manizaleño Santiago Castaño Morales. Hoy se presentarán ambos principios de oportunidad ante un juez de la República, quien deberá decidir si les da aval a ambos acuerdos suscritos con la Fiscalía.