No obstante, desde la Territorial de Salud piden a los caldenses no descuidarse y mantener las medidas de bioseguridad para evitar contagios.

El director de la entidad, médico Carlos Iván Heredia Ferreira, señaló que para que epidemiológicamente se considere una tendencia a la baja, debe ocurrir una disminución notoria durante al menos cuatro días.

Heredia Ferreira indicó que esta leve disminución y la llegada de la vacuna no puede ser motivo de descuidos.

“Con el advenimiento de la vacuna se está creando una falsa sensación de tranquilidad y de que esto ya pasó, y esto no ha pasado, así llegue la vacuna en la fecha establecida por el Gobierno Nacional, tendremos que seguir muy adheridos a los protocolos de bioseguridad particularmente el lavado de manos, uso de tapabocas  y el distanciamiento”, puntualizó.