Esta alarma se activó en el Hospital Universitario de Caldas y en la Clínica San Marcel, dada la alta ocupación de camas UCI.

Por tal motivo se activó el plan de atención a través del Centro Regulador de Urgencias y Emergencias para direccionar , desde la línea COVID 123,  los casos críticos a otras instituciones, como el Hospital Departamental Universitario Santa Sofía de Caldas, que reportó disponibilidad de camas en su UCI.

Las autoridades recordaron que  Manizales se encuentra hoy en estado de alerta naranja, con un nivel de ocupación de camas de atención crítica del 70.54%.