La actividad se lleva a cabo en la terminal de transporte de Armenia.  El propósito es evitar que los ciudadanos transporten animales silvestres en los buses intermunicipales.

Funcionarios de la Corporación Autónoma Regional del Quindío, efectivos de la Policía Ambiental y del Ejército Nacional se tomaron las instalaciones de la terminal terrestre de la capital quindiana para sensibilizar a la ciudadanía sobre el tráfico ilegal de fauna y el delito que representa.

Asimismo, a través de una puesta en escena realizada por el grupo de Protección Ambiental y Ecológica de la Policía Nacional, se incentivó a la comunidad a contribuir a través de la denuncia en la preservación de los recursos naturales y la biodiversidad del territorio.

Al respecto, la subintendente Dayana Manotas, integrante del grupo de Protección Ambiental y Ecológica de la Policía Nacional, manifestó que “en el departamento se han dado entregas voluntarias,  y gracias a las campañas de sensibilización que hemos realizado con la CRQ,  la ciudadanía está más presta a realizar las denuncias y entregar ejemplares de la fauna silvestre”.