El programa de seguridad alimentaria “Risaralda Sin Hambre” adelanta proyectos pedagógicos que complementan la entrega de ayudas alimentarias en las comunidades más vulnerables.

Con el ánimo de sensibilizar a la población risaraldenses en la importancia de la lactancia materna durante los primeros meses de vida, la Secretaría de Mujer socializó el Plan Decenal de Lactancia Materna y Alimentación Complementaria planteado por la Consejería Presidencial para la Niñez y la Adolescencia en el periodo 2021 – 2030.
“Estamos culminando un recorrido por todo el departamento, donde a través de los profesionales del programa de seguridad alimentaria socializamos las guías de lactancia materna y alimentación complementaria, haciéndolos consientes de la importancia de esta práctica como un buen principio de alimentación saludable”, expresó Elizabeth Diosa.
Esta actividad respalda la labor que viene adelantando la primera gestora de Risaralda, Nathalia Sierra Ramírez y se suma a los proyectos pedagógicos que lidera el despacho social para complementar la seguridad alimentaria en las comunidades más vulnerables se desarrolló en 4 líneas estratégicas: la gobernanza, la atenciones integrales e integradas y complementarias, las transformaciones sociales y la gestión del conocimiento, abordando los mitos y realidades frente a la lactancia materna y las prácticas óptimas para realizar adecuadamente este gesto de amor.