Las fallas se presentan en los sistemas de captación y almacenamiento. Además hay filtraciones en estructuras como bocatomas y desarenadores, además del deterioro en las redes de conducción.

Funcionarios del PDA y representantes de la comunidad y de alcaldías recorrieron los abastos de Samaná, Filadelfia, Aranzazu, Neira, Manzanares, Victoria, La Dorada, Norcasia, Manizales, Aguadas, Pácora, La Merced, Villamaría, Salamina, San José, Riosucio, Viterbo y Supía.

El jefe de la Unidad de Agua Potable y Saneamiento Básico, Oscar Toro, señaló: “El objetivo es levantar un diagnóstico que nos permita determinar el estado actual de los acueductos rurales, las obras que se requieren y así dar solución a las necesidades más apremiantes de los sistemas. En estos municipios hay acueductos con más de 4 décadas de construcción y a los cuales nunca se les ha realizado el debido mantenimiento”. AUDIO 
 
Tras conocer las debilidades de estos acueductos, de los que se benefician cerca de 9.000 habitantes de la zona rural de dichos municipios, se realizarán mesas de trabajo con las administraciones municipales para determinar inversiones y priorizar las obras.