En Riosucio la celebración tiene dos aspectos especiales : el religioso y el complementario. Hubo juegos pirotécnicos al ritmo de la Banda musical  “Los Mafla”.

En los últimos dias, la alegría se tomó las calles centrales, con desfiles que terminaron frente al templo, a cargo de el colectivo “Los Candelarios” y la Alcaldía. Cada barrio ,sector o vereda, organizó la procesión que les tocó y además entregaron un aporte económico a la parroquia.
Los niños participaron en la cabalgata de caballitos de palo. Fue  una actividad de integración y bullicio.
El sábado 1° de enero se cumplió con “El Paseillo” ,  otro de los desfiles tradicionales en el cual  salen las vacas locas y los toreros, por lo general  matachines del Carnaval.
En la noche las vacas locas salieron con fuego en los cachos y las toreó la gente en la Plazoleta de Banderas.
Después del Paseillo, los niños participaron en la Corraleja infantil, en el parque de La Candelaria.