Participaron en el convenio  la vicepresidente , Marta Lucía Ramírez y el presidente del Consejo Nacional Electoral, Hernán Penagos Giraldo.

Es un pacto interinstitucional para coordinar acciones estratégicas, con el fin de aumentar la participación real y efectiva de las mujeres en los procesos político-electorales.

Así mismo, se busca fomentar la transparencia y legalidad en la financiación electoral, el desarrollo de todo proceso electoral con plenas garantías y la erradicación de la violencia política contra las mujeres por razones de género.

“Las mujeres en la política tenemos una responsabilidad muy grande de tender puentes que transformen esta sociedad, puentes entre el Estado y los ciudadanos, que garanticen los derechos a todos los ciudadanos”, señaló la vicepresidente.

En el país, a pesar de los esfuerzos institucionales, la elección de las mujeres en los cargos de elección popular sigue siendo baja, incluso hubo un retroceso en las pasadas elecciones regionales de 2019: sólo 12% de las personas elegidas son alcaldesas, 6% son gobernadoras, el 17.5% son diputadas y 18% concejales.

De allí que la consejera presidencial para la Equidad de Género, Gheidy Gallo, anunciara que, “a través de esta herramienta de cooperación mutua, se desarrollará una escuela de formación política a nivel regional para potenciar liderazgos de las mujeres en los espacios de representación política”.

En este sentido la Vicepresidente, puntualizó que estos 18 meses que faltan para la elección presidencial y legislativa serán de capacitación en todas las regiones.

“Queremos que las mujeres se formen para ejercer más liderazgo político en nuestro país. Vamos a desarrollar  programas de capacitación con la cooperación internacional, convocatorias a mujeres de todos los partidos, de todos los colores políticos para darles más herramientas, para que en la próxima campaña electoral, sean protagonistas de primera línea”, puntualizó la Vicepresidente.

 Hernán Penagos presidente del CNE, reafirmó el compromiso de esta corporación para brindar garantías electorales a toda la población.

“Reconocemos que hay violencia política contra las mujeres en el país, por eso hoy unimos las fuerzas para luchar contra este flagelo a través de acciones y resultados concretos’.