En una declaración, la Misión del Fondo Monetario Internacional destacó la fortaleza y resiliencia que ha demostrado la economía colombiana , a pesar de las difíciles condiciones externas.

“En contraste con las débiles tendencias regionales, la resiliente economía colombiana creció al 3.3% en 2019. A pesar de condiciones externas difíciles y de las tensiones sociales en América Latina, la demanda interna -incluida la generada por el sustancial flujo migratorio desde Venezuela- ha impulsado el crecimiento, mientras que un ampliado déficit externo se ha financiado en gran parte por Inversión Extranjera Directa estable”, dice el informe de la Misión.

Así mismo, los representantes del organismo multilateral reconocieron los encomiables esfuerzos de Colombia por atender a los inmigrantes venezolanos.

“Con la llegada de más de 2 millones de personas en años recientes, la sociedad colombiana ha demostrado un compromiso y apoyo ejemplar a los inmigrantes vulnerables, con costos fiscales estimados anuales de alrededor de medio por ciento del PIB (Producto Interno Bruto) en el corto plazo”, dijo el organismo.

No obstante, el FMI espera que esos costos disminuyan a medida que los inmigrantes se integren a la economía, asistidos por la reciente expansión de los programas de permisos especiales de trabajo y permanencia.

“El flujo de migrantes estimuló el crecimiento de la economía en aproximadamente un cuarto por ciento el año pasado, y este ha sido absorbido en gran parte por el sector informal, mostrando hasta ahora poca evidencia de desplazamiento laboral. Se espera que la migración venezolana continúe siendo un motor de crecimiento para Colombia, donde el grado de ganancias potenciales dependerán de la velocidad con la que los migrantes se integren a la economía formal”, agregó.

Se fortalece crecimiento de Colombia

La Misión del organismo también resaltó que a pesar de un crecimiento regional y global más lento, el PIB real creció al 3.3% en 2019, teniéndose proyectado un crecimiento del 3.4% para 2020, liderado por la demanda interna.

“Se espera que la inmigración sostenida, las remesas y las condiciones monetarias y crediticias acomodaticias continúen sosteniendo la demanda privada interna, incluyendo la creciente inversión”, apunta el informe del organismo multilateral.

Política monetaria sigue siendo apropiada

Los representantes del FMI reconocieron el buen trabajo realizado por el Banco de la República en materia de inflación, y señalaron que “la postura de la política monetaria continúa siendo apropiada”.

Y –continúa el FMI– “se ha proyectado que la inflación cierre el 2020 cerca de la meta del 3 por ciento, a medida que los choques de oferta temporales del año pasado continúen desvaneciéndose. Con una prevaleciente brecha abierta del producto, una inflación subyacente cercana a la meta y unas expectativas de inflación bien ancladas, la política monetaria podrá continuar siendo moderadamente expansiva”.

Igualmente, consideraron apropiado que los integrantes de la Junta Directiva del Banco Central estudien la posibilidad de “una mayor acumulación de reservas, hasta donde lo permitan las condiciones del mercado”.

“Mientras operaba, el programa de acumulación de reservas del Banco de la República adquirió US$2.8 miles de millones, que aunado con una rentabilidad acumulada de US$2.3 miles de millones en 2019, aumentó la suficiencia de las reservas de Colombia. La Línea de Crédito Flexible (FCL, por sus siglas en inglés) ofrece un colchón adicional”, puntualiza el informe.