Los directivos del centro asistencial respondieron a las denuncias de varios concejales y ciudadanos sobre suspensión y cierre de servicios de la entidad a usuarios de Manizales y municipios cercanos de su competencia y cobertura.

Mediante un comunicado los representantes del centro asistencial indican que el cierre de Medimás los afecta considerablemente y que la entidad fue la única que logro recuperar 2.000 millones de la cartera de esa EPS liquidada hace dos semanas.

TEXTO DEL COMUNICADO

Ante las informaciones que relacionan el cierre del Hospital General San Isidro, la entidad se permite aclarar a la opinión pública que:

  1. La liquidación de la EPS Medimás a cargo de la Superintendencia de Salud efectivamente repercute en los ingresos del Hospital, toda vez que esta aseguradora representaba el 90 % de sus usuarios. Sin embargo, antes del anuncio de cierre, la entidad alcanzó a hacer el cobro jurídico de $2 mil millones.
  2. Su pronta gestión administrativa y financiera logró que fuera la única IPS en Caldas que recuperara cartera morosa de esta EPS.
  3. El equipo de abogados trabaja en todos los recursos jurídicos para cobrar los $2 mil 220 millones que se adeudan, los cuales tenían un compromiso de pago el pasado 15 de marzo, pero la EPS fue liquidada siete días antes.
  4. Se siguen prestando los servicios hospitalarios y ambulatorios de baja y mediana complejidad y se seguirá en la búsqueda de nuevos usuarios para que la demanda permita tenerlos abiertos.
  5. Debido a que el cierre de Medimás conllevó la salida del 90 % de los usuarios, el Hospital ajustará su planta de contratistas de acuerdo con la demanda actual.
  6. La situación que atraviesa el Hospital General San Isidro no es diferente a la que están viviendo todas las otras IPS públicas y privadas del país que también les prestaban sus servicios a Medimás y Coomeva, las dos EPS liquidadas recientemente por la Superintendencia de Salud