Para atender la actual emergencia, la destilería caldense produce 100 mil litros de este alcohol . Se despacharon 7.000 litros para Risaralda y 300 para instituciones carcelarias de Manizales.

“Esta labor continuará durante las próximas semanas atendiendo y priorizando las necesidades de las redes hospitalarias del Eje Cafetero y organismos de salud y seguridad de la región”, dijo Juan David Alzate López, gerente de Abastecimiento y Producción de la ILC.

El funcionario destacó el apoyo de otras empresas de la región para sacar adelante esta iniciativa. “Es el caso del Ingenio Risaralda con una donación de 82.000 litros de alcohol desnaturalizado, e industrias del sector de Maltería como Etex que donó 20 tanques de 500 litros y las donaciones de 1.500 kg de glicerina de Jabonerías Hada y Súper de Alimentos”.

El ingeniero químico Orlando Duque Castro, profesional especializado en Elaboración de Licores de la ILC, aseguró que este alcohol glicerinado se elabora con alcohol de la más alta calidad, lo que garantiza su efecto bactericida y microbicida.

“Tiene el suficiente alcohol etílico para garantizar que los microorganismos que estén en las superficies se eliminen, y adicionalmente la glicerina da la protección a la piel para que no se reseque”, explicó.

Alzate López reiteró que “estas actividades confirman el compromiso de la ILC y de sus funcionarios ante la crisis que vive la región y el mundo entero, convencidos de que a través de la colaboración y el trabajo en equipo aportaremos nuestro granito de arena”.