El secretario de Salud, Carlos Humberto Orozco Téllez, dijo que la medida se declaró debido a la reducción de camas Unidad de Cuidados Intensivos, UCI, reportadas por las IPS de la ciudad. Se informó que el Hospital Santa Sofía declaró el cierre de 30 de estas unidades por falta de personal médico para operarlas.

El funcionario anunció que el municipio inició un programa de apertura por expansión de 41 camas UCI y de Unidad de Cuidado Intermedio, para resolver la contingencia. La fecha límite de apertura está prevista para este 1 de febrero.

Hasta que no se haga efectiva esta expansión, Manizales queda con 189 camas UCI habilitadas para atender pacientes Covid y con otras patologías, que también requieren este servicio. De estas 189, en la actualidad hay 24 disponibles.

 El funcionario hizo un llamado a la tranquilidad e igualmente a la cordura, para evitar accidentes deportivos, de tránsito, por violencia y descompensaciones por enfermedades crónicas que tendrán una mayor carga sobre las UCI. Frente a las descompensaciones por COVID-19, pidió consultar al médico de manera oportuna.