La directora de la Policía Metropolitana, coronel Sandra Patricia Hernández, entregó un balance de su gestión y se refirió al plan de seguridad para la Feria.

Indicó que la reducción del homicidio fue superior al  31 % y una tasa del 12.55% , una de las más bajas en la capital caldense y Villamaría. El descenso de hurto de motocicletas fue del 50%, así como también del hurto de automotores.

Manifestó que la intolerancia siuge siendo el  mayor detonante de las riñas. El hurto, a pesar de su reducción sigue,  siendo el aspecto de mayor preocupación en la ciudad.

En cuanto a la seguridad en la Feria de Manizales, señaló que a los 1600 hombres y mujeres que prestan el servicio en Manizales y Villamaría, se sumarán 700 unidades,  con motivo del evento eneril.

Igualmente se contará con elementos tecnológicos y un helicóptero de la Policía.