La alcaldía informó que manifestantes que se encontraba en el sector de El Cable desde las 3 de la tarde y que realizaban una manifestación pacífica, empezaron a arrojar piedras y elementos contundentes. Posteriormente se desplazaron hasta la Avenida Paralela, donde atacaron una moto de la Policía.

Varias de estas personas arrojaron bombas molotov y papas bombas, los disturbios se dieron en varios puntos de la ciudad. Bajaron hacia el barrio Palermo y siguieron a Fátima y le lanzaban piedras a efectivos del Esmad que los seguía a poca distancia.

Al frente de la Iglesia de Fátima un bus de Gran Caldas fue alcanzado por un gas lacrimógeno. La Secretaría de Salud informo que por esta situación dos personas fueron trasladadas a centros asistenciales. Los demás pasajeros presentaron irritación nasal y ocular leve, sin mayores problemas.