Los representantes de las víctimas en Caldas atendieron la invitación de la Unidad para seguir trabajando por la población afectada por el conflicto armado.

Con el objetivo de construir un documento que quede inmerso en el plan de desarrollo departamental de Caldas, los miembros de la Mesa de Participación Efectiva de las Víctimas participaron de la capacitación sobre aspectos de la Ley 1448, brindada por la Unidad para las Víctimas, en la ciudad de Manizales.

Los líderes de las víctimas aprovecharon la presencia de representantes de la Gobernación de Caldas que con un ejercicio académico real generaron un espacio para formular algunos proyectos y programas que redunden en el mejoramiento de la calidad de vida de las personas en esta zona del país.

“Con este encuentro terminamos la capacitación a las mesas del Eje Cafetero presentando un documento que esperamos quede plasmado en los planes de desarrollo gubernamentales. Es importante que los mandatarios locales tengan en cuenta a la población víctima que reside en los tres departamentos” , dijo Laura Moreno, directora territorial de la Unidad de Víctimas.

Además de hacer un panel general acerca de las particularidades de la Ley, los líderes también resolvieron interrogantes acerca de la reparación integral y colectiva, atención en los municipios por parte de la entidad y definieron temas que no pueden faltar en la formulación de los planes de desarrollo.

En el Eje Cafetero hay 250 mil víctimas. En Caldas son 92.000 personas las registradas como víctimas del conflicto armado, según los datos de la Red Nacional de Información. Hasta el momento, la Unidad para las víctimas ha entregado 12.800 indemnizaciones para una inversión cercana a los $90.000 millones .