En Caldas, unidades policiales de la estación Belalcázar, dándole aplicabilidad a uno de los pilares institucionales, “Una Policía para la Gente” adelantaron una actividad de alegría y bienestar a personas que necesitan apoyo.

Desde de tempranas horas se inició el recorrido, empacaron los obsequios que serían entregados por el comandante de la estación, la gestora de prevención ciudadana y su equipo de trabajo, a las 5 de la tarde se inició el desplazamiento hacia la vereda el Bajo Madroño a 40 minutos de la cabecera municipal,

A la comunidad indígena Inmadrua, llegaron ocho uniformados con el fin de realizar actividades de recreación y bienestar, resaltando valores como la tolerancia y el respeto; además de hacer entrega de unos regalos, que en su gran mayoría consistían en prendas de vestir, para algunos miembros de esta comunidad, en especial niños, niñas y adultos.

Es importante resaltar que, con esta labor social emprendida desde la Policía, estación Belalcázar, se beneficiaron 142 niños y 144 adultos, con la que se buscó mitigar las tristezas de esta comunidad y compartir, una sonrisa con los más pequeños, quienes con la sencillez que los caracteriza y en pequeños grupos cumpliendo los protocolos de Bioseguridad y distanciamiento social se integraron a las dinámicas de juegos recreadas por los uniformados.

Los adultos, también expresaron, agradecimientos por haberles tenido en cuenta y llevarle la esperanza de este nuevo año.

Al terminar la jornada que estuvo llena de sonrisas, los habitantes de esta comunidad regresaron a sus hogares acompañados de juguetes, y prendas de vestir, y la alegría de haber compartido juntos un momento especial en esta época de distanciamiento social, autoprotección y cuidado para evitar la propagación de la Covid-19.

Vale la pena mencionar que uno de sus líderes de la comunidad se despidió en la lengua nativa de su etnia que es el Katío diciendo lo siguiente: (Una, u cuba tachiberrea, biabu dachima deci regalo-gracias policía) que traduce “Una sonrisa, nuestro mejor regalo Gracias Policía”.