La entidad formuló los cargos a Julián Andrés Ospina Posada, por presuntas irregularidades al aumentar el presupuesto de publicidad de la corporación de manera desproporcionada.

La Procuraduría General de la Nación formuló pliego de cargos al expresidente del Concejo Municipal de Pereira (2014 – 2015) Julián Andrés Ospina Posada, por presuntas irregularidades al aumentar el presupuesto de publicidad de la corporación en un 2.400%.

La Regional Risaralda cuestionó al concejal por presuntamente desconocer las normas de austeridad en el gasto público, teniendo en cuenta que para las vigencias 2014 y 2015 habría pasado de 10 a 250 millones de pesos el presupuesto de publicidad, conforme a las resoluciones No. 061 del 28 de marzo de 2015 y 249 del 20 de julio de 2015.

Al parecer, con las resoluciones supuestamente se adicionó el rubro de “gastos de difusión de medios de comunicación”, el cual fue ejecutado por el investigado a través de los contratos de Servicio No. 4 de 2015 por $150 millones de pesos, y el de Suministro No. 3 de 2015 por valor de $100 millones de pesos.

Para el órgano de control al incrementar de manera desbordada el rubro de publicidad se habrían afectado los principios de responsabilidad, economía y eficacia que son fundamentales en la aplicación de una política económica basada en la reducción del gasto y el ahorro. La Procuraduría calificó provisionalmente la presunta falta como grave a título de culpa gravísima.