Para garantizar la seguridad y la salud de los pereiranos, se pondrán en marcha operativos de control para evitar aglomeraciones y  supervisar que se cumplan los protocolos de bioseguridad.

“Vamos a estar en todos los sitios importantes de la ciudad, garantizando que no haya caravanas, que no haya desmanes, que no se ejecute ninguna alteración del orden público en la ciudad” afirmó Álvaro Arias, secretario de Gobierno de Pereira.

Durante los operativos se inspeccionarán los bares y restaurantes de la ciudad, como se ha venido realizando desde el anuncio de la prueba piloto de consumo de bebidas embriagantes en la capital de Risaralda

“Hace una semana llegó la autorización de la prueba piloto. Esa autorización permite el consumo de bebidas embriagantes en bares y en restaurantes. Se expidió el decreto reglamentario por parte del alcalde y está funcionando. Hasta ahora no hemos tenido ninguna novedad  importante y no hemos tenido la necesidad de cerrar ningún establecimiento, ni multarlos,. Los protocolos han sido aplicados debidamente ” agregó el funcionario.

A la fecha más de 150 bares han sido aprobados para su funcionamiento tras llenar los protocolos que permitan habilitar sus actividades.

Los entes territoriales seguirán inspeccionando la protección ciudadana en esta reapertura económica.