Mediante Resolución número 036,  de mayo 11 del 2020, se definieron las sesiones extras presenciales de la corporación,  hasta el próximo 31 de mayo.

En el artículo tercero de la resolución , firmada por el presidente de la corporación , Juan Diego Patiño , y a raíz del Covid-19, se recalca que “a las sesiones presenciales solo asistirán los honorables diputados, el secretario general de la corporación, el personal de audiovisuales y los secretarios de despacho que sean citados por la plenaria o las comisiones”.

En la plenaria de este martes 12 de mayo fue citado el secretario de Hacienda , Jorge Alexis Mejía Bermúdez,  quien explicó los alcances de modificación al Presupuesto General de Rentas y Gastos acotando que “ básicamente es una ordenanza de trámite, con una serie de sugerencias presupuestales del Ministerio de Salud para programas de lepra, enfermedades de trasmisión por vectores para la Secretaria de Salud, lo mismo que iniciativas de la Secretaría de Planeación y la Dirección de Gestión del Riesgo de Desastres”.

En la sesión de trabajo estuvo el contralor general de Risaralda Álvaro Trujillo, quien reiteró que la situación económica de su despacho es crítica: “la gente no está pagando los diversos impuestos a las gobernaciones, eso ha derivado que los recursos en todos los departamentos se hayan reducido a un 50 por ciento. En Risaralda el presupuesto de la Contraloría es de $4.136 millones , lo que significa que con la reducción estaríamos condenados o al cierre de la entidad, o a la realización de un proceso de restructuración que se reduciría a un 50 por ciento del actual personal”.

Los corporados se solidarizaron con la  situación financiera de la Contraloría de Risaralda, e instaron tanto al gobierno departamental, como al nacional, a aunar esfuerzos para solucionar la crisis fiscal de este ente de control.