Conjuntamente con personal de  Emas y la Policía Metropolitana recuperaron un lugar en donde se acumulaban residuos sólidos, el cual estaba entre los barrios Solferino y Bosques del Norte.

José Fernando Salazar, profesional universitario de la Secretaría, indicó: “la comunidad se quejaba de este sitio que hoy pudimos recuperar. Pedimos a los habitantes del sector compromiso con los buenos hábitos y la cultura ciudadana para que entreguen los residuos a los carros recolectores y no los arrojen a las esquinas”.

Los residentes y comerciantes del barrio recibieron una charla pedagógica con el objetivo de crear conciencia ambiental frente al buen manejo de las basuras y la separación en la fuente. Se busca que Manizales sea una ciudad más sostenible y con mejor calidad de vida.