A través de su cuenta de Twitter, el expresidente Álvaro Uribe Vélez confirmó su detención. La Corte Suprema de Justicia le sigue un proceso por presunta manipulación de testigos, soborno y fraude procesal.

 

La Corte Suprema tomó la decisión con base en la ponencia del magistrado César Reyes, avalada por todos sus compañeros de Sala, menos la magistrada Cristina Lombana.

Según la Corte, entre el 21 y 22 de febrero, el abogado del expresidente Uribe, Diego Cadena visitó  en la cárcel La Picota de Bogotá, a Juan Guillermo Monsalve, uno de los testigos  en contra de Santiago Uribe Vélez, hermano del hoy senador y líder del Centro Democrático.

«En desarrollo de la conversación el abogado Cadena le manifestó a Monsalve actuar en nombre de Álvaro Uribe Vélez, y le pidió firmar un documento previamente elaborado con el fin de presentarlo con el recurso de reposición interpuesto contra la decisión del 16 de febrero, cuyo término para sustentar se vencía al día siguiente, esto es el 23 (febrero)», dice el auto de la Corte.

También se lee: «De todo lo anterior, en criterio de la Sala, se vislumbra la posible participación de varias personas, y probablemente entre ellas, la del congresista Álvaro Hernán Prada Artunduaga, en el diseño y ejecución de un plan orientado a desviar la atención de la justicia y, por esa vía, hacer incurrir en error en las determinaciones que habrán de tomarse a la hora de ponderar la veracidad de las imputaciones que pesan en contra de los señores Álvaro y Santiago Uribe Vélez»

Con ese auto, conocido en julio de 2018, se abrió el proceso judicial que llevó a la Corte este martes 4 de agosto a dictar la detención del expresidente y actual senador, Álvaro Uribe Vélez