Este tipo de inmuebles están incluidos en el Plan Nacional de Desarrollo y es una política pública del Ministerio de Agricultura y el Paisaje Cultural Cafetero.

Jorge Argote, viceministro de fomento regional, anunció durante la firma del Pacto del Paisaje Cultural Cafetero, que los proyectos municipales que estén integrados al PCC, podrán acceder a más recursos, si están ligados a la preservación de la declaratoria.

La ministra de Cultura, Carmen Vásquez, destacó que la región del Eje Cafetero tiene el compromiso de preservar y conservar los atributos sociales, arquitectónicos y culturales, ya que “es el único patrimonio cafetero del mundo”.

El gobernador de Risaralda, Víctor Manuel Tamayo Vargas, por su parte, invitó a los alcaldes a refrendar el pacto por la defensa del PCC, y que en los planes de desarrollo se establezcan las áreas de protección para continuar con la declaratoria.

“Muchos de nuestros cafeteros viven con el techo en plástico y el piso en tierra, y parte del desarrollo del PCC tiene que ser recuperar la dignidad de nuestros cafeteros. No podemos dejar al margen la dignidad de nuestros campesinos”, dijo el gobernador, al agradecer el compromiso de la Federación de Cafeteros, para hacer arreglos a las viviendas de las personas dedicadas a la producción del café.

En su intervención, el mandatario de Risaralda también contó cómo ha beneficiado al departamento y a la región la inclusión en la declaratoria del PCC.

“Son 80 mil personas en 24 mil fincas, las que todavía derivan su sustento de la caficultura en todos los 51 municipios y cerca de 900 veredas en el territorio que conforma el Paisaje Cultural Cafetero”, aseguró el gobernador de Risaralda”